Derivada directamente de la Superbike de la marca. La Aprilia RSV4 Race Factory es un auténtico mísil sobre la carretera o en circuito. Una bomba de 201 Cv con los mejores componentes del mercado y electrónica a la última.